En franquicias invierta con seguridad

Fecha: JUN 18th, 2007

Tema: Notifranquicias

Untitled Document

Durante el 2006 el número de contratos de franquicia registró un aumento del 111%, toda vez que ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) durante el 2006 se inscribieron 1,059 contratos frente a los 501 contratos del 2005.

Entre los factores que originaron el aumento se encuentra el buen momento por el que pasa el mercado y las modificaciones a la Ley de la Propiedad Industrial en lo artículos referentes a franquicias.

Entrevista por El Economista, Karen Fhere, directora del área legal de la consultoría Feher & Feher, dijo que "los contratos han perdido la fama de ser contratos de adhesión y ahora los franquiciantes y franquiciatarios tiene mayor certidumbre jurídica".
Precisó que con esto, "es mucho más difícil que los beneficios de este modelo de negocio sean para una sola parte y que las obligaciones únicamente para la otra".

Sin embargo sigue siendo imprescindible que antes de firmar un contrato se haga asesorar por un experto en el tema. Además de que por su cuenta debe existir el interés de conocer sus características esenciales.

"Este documento es un acuerdo de voluntades por el cual el franquiciante otorgar una licencia de uso de marca y transmisión de tecnología y conocimiento al franquiciatario", definió la entrevistada.
Mientras que este último acepta esa licencia, se sujetará a las condiciones que establece el contrato para hacer uso de la marca y llevar a cabo el producto o servicio de la franquicia.

Relación equilibrada
Este tipo de documentos no puede dar distintos beneficios a cada franquiciatario, todos los contratos de un franquiciante deben tener el mismo contenido, esto con el objeto de que existan condiciones de igualdad entre los inversionistas.

Las cláusulas son la parte más importante del documento, hay algunas que son negociables y otras que no. Se pueden modificar aquellas que no afecten a la operación de franquicia, como el horario de comida de los empleados.

Entre los temas no negociables se encuentran el uso de la marca y las visitas de auditoría, entre otros puntos. Sin embargo Karen Feher recomienda que hay que dar "flexibilidad en algunas cosas pues se trata de que los dos tengan éxito".

Si existiera alguna controversia entre las partes, derivada de la relación contractual, su resolución dependerá de en que instancias y jurisdicción y tribunales que especifiqué el contrato.

La especialista destacó que antes de llegar a un tribunal, lo mejor es que se tenga un acuerdo, con la mediación de representantes de la Asociación Mexicana de Franquicias (AMF).

Otra instancia especializada de arbitraje es la de la Cámara Internacional de Comercio (ICC por sus siglas en ingles, o que el contrato establezca una negociación entre partes sin que intervenga nadie más.

Por último Karen Feher recomendó que, "los contratos se registren ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI), pues con esto se logra la protección de la marca surte efectos contra terceras personas".

Fuente: Omar Becerril / www.pymes.economista.com.mx/Lunes, 18 de junio de 2007